Se quema el pulmón vegetal del planeta en Amazonía

Grandes incendios se registraron en las últimas dos semanas en la Amazonía de Bolivia y Brasil. En el territorio brasileño se originó el principal foco, en el estado de Rondonia. Hasta ahora se estima que han sido destruidas 500.000 hectáreas de bosque entre ambos países amazónicos, y comenzó a extenderse hacia Paraguay y Perú.

Este pulmón es el hogar de una gran cantidad de especies vegetales, así como de animales que van desde reptiles, anfibios, mamíferos, aves e insectos. Se trata de un ecosistema donde, todavía, los biólogos descubren especies nuevas y desconocidas cada cierto tiempo. Esto es un buen ejemplo de la gran biodiversidad que alberga.

Luis Carlos Velasco, médico veterinario de fauna silvestre, explicó a El Nacional las consecuencias que está dejando la tragedia que vive la Amazonía brasileña. “Existen animales de la selva amazónica que son vectores de enfermedades, que fueron erradicadas en las poblaciones. Una vez que se producen los incendios se ven obligados a desplazarse a los asentamientos humanos. Así comienzan brotes de enfermedades, debido al desplazamiento antinatural”, dijo Velasco.

Peligro de extinción

Velasco señaló que debido a los constantes incendios en los países amazónicos cada vez son más las especies animales y vegetales que se ven abocadas a peligro de extinción, lo que conlleva una reducción significativa de la biodiversidad de la biosfera en su conjunto.

“Las especies se vuelven vulnerables al no tener corredores ecológicos. Al no poder moverse a otras zonas de vida se produce el proceso de extinción, de decrecimiento en sus poblaciones y eso conlleva un desequilibrio en las cadenas alimentarias, incluso al ser humano”.

El experto en fauna silvestre advirtió que si el fuego no se controla en este importante pulmón vegetal, se estima que el efecto invernadero podría acelerarse.(Agencias)

Situación en Amazonía de Brasil «está fuera de control»

La situación en la Amazonía de Brasil, azotada por graves incendios y deforestación, está «fuera de control», señaló la lideresa ecologista Marina Silva. Y no dudó en acusar al gobierno de Jair Bolsonaro de haber propiciado una «acción desenfrenada» en un ecosistema vital para el mundo.

La excandidata presidencial, de visita en Bogotá, aseguró en entrevista con AFP que el gigante latinoamericano tiene el saber y la «tecnología» para hacer frente a las llamas que crecen y arrasan con grandes superficies de selva ante, según ella, la «negligencia» del ejecutivo del ultraderechista Bolsonaro, escéptico del cambio climático.

La también ministra de Ambiente entre 2003 y 2008, en los gobiernos del izquierdista Luiz Inácio Lula da Silva (2003-10), adelantó que está en marcha la creación de un movimiento para exigir al Congreso brasileño que hunda las iniciativas legislativas gubernamentales «contrarias» al medioambiente.

Marina Silva, ganadora del prestigioso premio Goldman Environmental en 1996, considerado el Nobel verde, criticó con dureza al mandatario y dijo que lo que le están haciendo al pulmón del planeta -el 60% de la Amazonía está en Brasil- configura un delito de «lesa humanidad».

En el marco de la mesa redonda «Avances y retrocesos de la gestión socioambiental en América Latina», organizada por el Centro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible para América Latina (CODS), llamó a que, sin importar las posiciones partidarias, se establezca un imperativo ético para proteger la naturaleza en medio de la crisis climática.

Bolsonaro criticó a Macron de convocar al  G7 por incendio

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, acusó este jueves a su homólogo francés, Emmanuel Macron, de actuar con «mentalidad colonialista» por haber convocado a los miembros del G7 para discutir sobre la «crisis» generada por los incendios en la región amazónica.

«La sugerencia del presidente francés, de que asuntos amazónicos sean discutidos en el G7 sin participación de los países de la región, evoca una mentalidad colonialista fuera de lugar en el siglo XXI», escribió el mandatario en Twitter.

El presidente francés, describió los incendios en la selva amazónica como una “crisis internacional”, por lo cual anunció que los líderes del G7 discutirán el tema en la próxima cumbre a celebrarse este fin de semana en Francia. (Agencias)

Attachment